____________________________
...nuestro punto de encuentro

Iglesia Evangélica MICED

M I N I S T E R I O   I N T E R D E N O M I N A C I O N A L   C R I S T I A N O
   D E   E V A N G E L I Z A C I Ó N   Y   D I S C I P U L A D O 

"Portaos varonilmente, y esforzaos" 1 Corintios 16:13 RVR1960

 

Sólo
      para
   Hombres

 

Coordinador
de Ministerio

En MICED valencia somos conscientes de la necesidad que hay de un ministerio de hombres y de su vital importancia para la iglesia en crecimiento. Y es que la labor de ganar hombres y mantenerlos comprometidos no resulta tan fácil como puede ser el caso de las mujeres, quienes por "naturaleza" son más dadas que los hombres a buscar de Dios.


Algunas de las razones por las que nos organizamos como ministerio de hombres son:


  • La falta de liderazgo apropiado en el hogar - Según Ericsson y Schaffer, los estudios muestran que una de las principales razones del quiebre de nuestras familias es la falta de un liderazgo apropiado en el hogar, especialmente de parte de los esposos y padres. Se espera que el hombre sea el líder en su familia y que cumpla eficientemente su rol en el hogar como esposo y padre.

  • Por la soledad en la que se encuentra el hombre actual - Los estudios indican que el hombre moderno se encuentra atrapado en una red de desilusión por su masculinidad. Muchos hombres en la actualidad se sienten aislados. La mayoría de hombres que se encuentran sobre los treinta años no tienen amigos cercanos.

  • El hombre moderno enfrenta muchos problemas - Patrick M. Morley en su libro "El hombre frente al espejo" agrupa los seis grandes problemas que todo hombre en algún momento de su vida tiene que enfrentar.
         
               1. Problemas de identidad: ¿Quién soy? ¿Para qué existo?
          
               2. Problemas de relaciones: Con los hijos, con la esposa, con los amigos, etc.
         
               3. Problemas de dinero: Planificación financiera, estabilidad económica.
          
               4. Problemas de tiempo: Prioridades en la vida, decisiones correctas.
         
               5. Problemas de temperamento: El temor, el orgullo, la ira, etc.
         
               6. Problemas de integridad: Fantasías secretas, no rendir cuentas.


Por lo tanto, además de tratar con cada uno de estos puntos acabados de exponer, proponemos un compromiso activo del hombre para cada área que representa su entorno. 

 
 

 El Hombre y su Dios

Un Hombre... se compromete a honrar a Jesucristo por medio de la adoración, la práctica diaria de la oración y la obediencia constante a la Biblia.

 

 El Hombre y sus consejeros

Un Hombre... se compromete a mantener una relación vital con personas, entendiendo que les necesita para ayudarle a cumplir sus metas.

 

 El Hombre y su integridad

Un Hombre... se compromete a practicar la pureza espiritual, moral, ética y sexual en su vida.

 

 El Hombre y su familia

Un Hombre... se compromete a construir matrimonios y familias sólidos mediante el amor, la protección y los valores que provienen de la Biblia.

 

 El Hombre y su iglesia

Un Hombre... se compromete a apoyar la misión de su iglesia honrando a sus pastores y su equipo de liderazgo. Orando por ellos y dando activamente de su tiempo, talentos y recursos.

 

 El Hombre y sus hermanos

Un Hombre... se compromete a llegar más allá de cualquier barrera racial, social, o denominacional, para demostrar el poder de la unidad bíblica.  

 

 El Hombre y su mundo

Un Hombre... se compromete a tener influencia y liderazgo en su mundo, siendo obediente al gran mandamiento de Dios en Marcos 12:30-31 y a la gran comisión en Mateo 28:19-20.

 
 
 

Guía para Hombres